Reducen por ley los Ingresos Brutos a los préstamos hipotecarios.

La Cámara de Diputados bonaerense convirtió ayer en ley una iniciativa del Ejecutivo provincial para que las entidades financieras, bancarias y no bancarias tengan una quita en el impuesto a los Ingresos Brutos del 6,5% en los costos de créditos hipotecarios, con el fin de ofrecer una cuota más accesible

El objetivo que persigue la norma es “facilitar el acceso a la vivienda propia a todos los sectores sociales”.

Si bien, formalmente, el impuesto a los Ingresos Brutos deben pagarlo los bancos, en los hechos trasladan ese sobrecosto a los usuarios. De ahí que cuando el Senado le dio media sanción a la iniciativa, se hizo explícito que esta rebaja porcentual de la obligación fiscal debe verse reflejada en la cuota de los créditos hipotecarios que se ofrecerán desde las entidades, cuestión que deberá observar la autoridad de aplicación

19 de Mayo 05:47

Tu opinión nos interesa